Banner descuento gafas graduadas, monofocales o progresivas
X

Cómo proteger tus ojos del Sol en junio

¡Te estábamos esperando, Junio! Con la llegada de este mes, el calor nos invita a pasar más tiempo en la calle y seguramente también a empezar a ir a la playa y a la piscina. Seguro que recuerdas proteger tu piel de los rayos del Sol pero, ¿qué pasa con tus ojos? Lo cierto es que siempre debes prestar atención a tus ojos, pero especialmente en verano. ¿Qué puedes hacer para proteger tu vista?  ¡Te lo contamos!

 

 

En los meses de calor, la posición del Sol con respecto a la Tierra hace que la radiación ultravioleta aumente de considerablemente. Por este motivo, existen múltiples factores que pueden afectar negativamente a tus ojos y pueden llegar a causas molestias o enfermedades, como quemaduras, conjuntivitis o queratitis. Además, una exposición excesiva a los rayos del Sol puede acelerar la aparición de cataratas.

Para evitar cualquier consecuencia negativa para tus ojos, aquí van algunos consejos que te serán muy útiles para proteger tus ojos del Sol este mes de junio (y todo el verano):

  • Ten siempre a mano unas gafas de Sol. Recuerda proteger siempre tus ojos con unas gafas de Sol que tengan unos cristales homologados y un buen filtro solar, como las gafas de Sol que encontrarás en +Visión. Haz clic y descubre los tratamientos para cristales que encontrarás en tu óptica +Visión. ¡Importantísimo!
  • ¡Vigila con las lentillas! Evita bañarte en la playa o en la piscina con las lentes de contacto puestas, puesto que podría conllevar una infección ocular, como conjuntivitis o queratitis.
  • Utiliza unas gafas de baño. Ya sea en el mar o en la piscina, utiliza unas gafas durante el baño para evitar el contacto con el cloro o con las bacterias que contiene el agua.

gafas-ninos-verano-mas-vision

  • Aún más protección para los niños. Los ojos de los pequeños de casa son muy sensibles a la luz solar, incluso más que los adultos. Esto se debe a que su cristalino aún no regula del todo la penetración de la radiación. Por todo ello, es muy importante proteger sus ojos con unas gafas de sol.
  • Mantén tus ojos hidratados. Los aires acondicionados secan el ambiente y evitan que el aire se vaya renovando, por lo que la lágrima del ojo se evapora con más rapidez. Nuestra recomendación es que parpadees frecuentemente y si lo deseas, utilices humidificadores.
  • ¡No mires directamente Sol! Pese a llevar puestas unas gafas de sol homologadas, no te arriesgues a mirar directamente al astro, puesto que podría llegar a causar quemaduras en tus ojos.

Y por último, este verano no te vayas de vacaciones sin tu revisión de vista periódica… ¡En +Visión nuestros especialistas te la realizarán sin ningún tipo de compromiso! Encuentra tu óptica y empieza a disfrutar del Sol 😉